OneShot

Desarrollador: Little Cat Feet
Distribuidor: DegicaGames 
Plataformas disponibles: PC
Versión analizada: PC
Fecha de lanzamiento: 31 de octubre de 2017
Textos/Voces: Español/-

En el mundo de los videojuegos las opciones para desarrollar son múltiples, tanto a nivel amateur como a nivel profesional siendo las herramientas más comunes Unity y Unreal Engine 4. Pero el software ha ido evolucionando hasta ofrecer herramientas que facilitan el trabajo a los menos duchos con la programación, ayudando a que cualquiera pueda iniciarse en este mundillo y entre esas opciones es ahí donde se encuentra RPG Maker, un motor que pese a que nació originalmente para crear videojuegos de rol permite desarrollar de una manera más sencilla cualquier tipo de juego.

La comunidad detrás del programa es enorme y cada año se lleva a cabo un concurso de propuestas y de ahí nació Oneshot, el cual pese a no ganar el certamen en 2014, fue uno de los títulos que más destacaron. Por entonces tan solo era un prototipo hecho en 30 días pero Team Oneshot continuó su trabajo para lanzarlo en 2016 en la plataforma de Steam, y la cosa no quedo ahí ya que afortunadamente para nosotros, recibimos la traducción al español el pasado año, permitiéndonos disfrutar del juego sin barreras.

Oneshot es un juego que podríamos catalogar como aventuras/puzzles, que se ambienta en un mundo postapocalíptico donde todo se ha visto corrompido por la oscuridad y la única luz existente está en posesión del protagonista, Niko, una especie de niño-gato quién deberá de restaurar la luz a ese lúgubre mundo. Nuestra misión será devolverle el equilibrio llevando un pequeño sol en nuestras manos.

Ante tal responsabilidad los peculiares personajes secundarios se dirigirán hacia nosotros con total admiración al ser portadores de la luz y con ello la única esperanza, sin embargo, Niko se encuentra perdido ante esa tesitura y recurrirá a nosotros, el jugador, a la hora de realizar ciertas acciones, y es que la mayor peculiaridad de Oneshot es que rompe la cuarta pared de una manera muy interesante, incluso manipulando nuestro ordenador a su antojo, algo que se utiliza como pilar en algunos puzzles, por todo eso es imprescindible jugar en modo ventana. El juego descubre nuestro nombre por el perfil de Windows (aunque eso le hará fallar en algunos casos) y Niko nos trata como si fuésemos el Dios de ese mundo y quien tiene la última palabra de todo, a la hora de guardar Niko nos preguntará si puede descansar y automáticamente se cerrará el juego, al volver, pasaremos a recorrer los sueños del personaje con algunas ilustraciones de su pasado, la cosa no queda ahí pero el resto de mecánicas que interactúan con nuestro ordenador preferimos no spoilearlas, pero algunas son realmente sorprendentes. En lo jugable nos encontramos un juego que nos invita a mirar cada rincón ya que no nos guían en ningún momento, lo cual alarga la duración del juego que se encuentra entre 3 y 5 horas. Como si de una aventura gráfica se tratara, deberemos de recoger ciertos objetos para avanzar en según que zonas, incluso teniéndolos que combinar en ocasiones, es de admirar el detalle de que todo elemento en el juego cuenta con una descripción, la cual nos puede iluminar y dar alguna pista a la hora de relacionar el ítem que deberemos de encontrar para hacerlo funcionar.

Lo malo que tiene el videojuego, es que no deja de ser un indie de corte muy humilde y todo se siente algo repetitivo, desde los escenarios a los personajes del mismo. Gráficamente el juego utiliza el clásico estilo visual de 16 bits, que sin destacar en absoluto si que tiene algún diseño interesante como el del protagonista, que personalmente encuentro muy carismático siendo tan solo un puñado de píxeles y algún escenario que nos deja estampas bonitas. La banda sonora resulta algo monótona y a la larga eso causa cierto tedio de la misma.  El juego prescinde de voces, incluso en las cinemáticas, pero la localización al español es de agradecer.

Oneshot es un indie que te puede atrapar por su universo y historia y la conexión que se crea entre jugador y personaje, dando momentos muy especiales, sin embargo hay que pasar por alto un inicio algo lento y pesado y una base jugable que no es excesivamente variada. Sin embargo, gracias a la particularidad de romper la cuarta pared, es una experiencia que hay que, al menos, probar.

OneShot

OneShot
6.8

Gráficos

7.5 /10

Sonido

6.0 /10

Jugabilidad

6.5 /10

Diversión

7.0 /10

Duración

7.0 /10

Lo mejor

  • El diseño de Niko
  • Como rompe el juego la cuarta pared

Lo peor

  • Algunos puzzles
  • La BSO

Autor entrada: roly82