[Madrid Gaming Experience 2017] Crónica del evento

Madrid Gaming Experience arrancó su segunda edición en IFEMA este viernes. En la primera edición después del vacío dejado por Madrid Games Week, nuestras impresiones fueron, a decir verdad, bastante mejorables, debido especialmente a la falta de apoyo de algunas de las grandes del sector y a la falta de novedades importantes para probar. Este año, por supuesto, PlayStation y Nintendo no han querido faltar a la cita, haciendo posible que, ahora sí, la cita madrileña de un salto de calidad.

De nuevo nos encontramos con los pabellones 8 y 10 de IFEMA reservados para la cita y, de nuevo, con GAME como promotor principal de Madrid Gaming Experience, esto se nota tanto a la hora de comprar entradas (que ofrecen un descuento en tienda) como en la publicidad y, especialmente, al entrar al pabellón 10, en el que nos encontramos con una tienda gigante de GAME presidiendo el pabellón y, la verdad, abarrotada de gente en todo momento. Hemos echado en falta, eso sí, alguna oferta especial más jugosa para el evento, como si ha habido en otras ediciones.

Más allá, nos encontramos con una de las grandes novedades de este año, como es la zona de PlayStation. Gran ausente en 2016 junto a Nintendo. El protagonista total y absoluto del stand es Gran Turismo Sport, con varios puestos de juego en forma de circunferencia y playseat con el volante oficial, el Thrustmaster T-GT (de 800€ de nada), para hacer la experiencia más inmersiva y espectacular. Por supuesto, no ha faltado zona de PlayStation VR, el que se han podido probar títulos ya a la venta como Farpoint, SUPERHOT VR y otros que no están a la venta como The Inpatient y Bravo Team. Además, había algunos puestos de juego más con FIFA 18 y NBA 2K18 como apuestas deportivas. Nos ha sorprendido la poca presencia de DETROIT: Become Human, que contaba con 4 puestos de juego, pero que no tenían excesiva importancia dentro del stand, junto a los títulos deportivos ya a la venta. Hemos podido jugar al nuevo título de David Cage y, a decir verdad, no ha parecido muy similar a lo visto en Heavy Rain, aunque con unas mecánicas algo más elaboradas y un apartado técnico impresionante. La demo era la misma mostrada en el pasado E3.

El stand de Sony se completaba con un apartado de Playlink, con unas salas especiales para jugar con compañeros en un espacio cerrado (con cristaleras, eso sí) para aprovechar la vertiente social del título y un anexo con Call of Duty: WWII como protagonista, en el que poder jugar las primeras partidas contra otros jugadores en el evento.

Hemos echado en falta alguna novedad más importante, ya que tan solo DETROIT: Become Human saldrá en 2018, y el resto de títulos presentes o bien están al caer (como Call of Duty: WWII) o bien ya han salido a la venta, como Gran Turismo Sport. Quizá un God of War, tal y como ocurrió en Barcelona, hubiera mejorado, y mucho el panorama. Además, el buen momento de la marca PlayStation se ha hecho notar en la cantidad de jugadores interesados en probar su propuesta, lo que ha dado lugar a colas kilométricas, en algunos casos, como para PlayStation VR, de más de una hora, para probar algunos títulos, algo que, lógicamente, no todos los asistentes estaban dispuestos a asumir.

A pesar de haber celebrado su Xbox Fan Fest hace tal solo una semana, Microsoft no quería perder la oportunidad de mostrar Xbox One X en un evento como Madrid Gaming Experience y lo ha hecho con Forza Motorport 7 como protagonista absoluto. De hecho, la presencia de la compañía de Redmond casi se podría definir como testimonial, con un stand menos cuidado que en el caso de PlayStation y poca variedad de consolas. Entendemos que el Xbox Fan Fest era una oportunidad mejor para los jugadores (menos afluencia de gente y, gratis, y además con regalo especial para los asistentes) y fue todo un éxito de gente, pero la presencia de jugadores en Madrid Gaming Experience, por la grandeza del evento, será mucho mayor y parece que será una oportunidad perdida por Xbox España para mostrar, no solo su nueva consola (que ya vimos muy de cerca hace unos días), sino toda su apuesta en juegos. Es evidente que Xbox no pasa por su mejor momento, especialmente en España, y por eso pensamos que el equipo de marketing debería intentar dar un plus a los jugadores y favorecer que éstos se atrevan a probar sus títulos y hardware. Se ha llevado a cabo la presentación, en forma de conferencia, de Xbox One X, pero nosotros, como jugadores, queremos un mando en las manos. De 10, como poco, en el Xbox Fan Fest, pero muy mejorable presencia de Xbox en Madrid Gaming Experience. Seguramente la mayor decepción de estos días.

La otra first party presente en Madrid Gaming Experience ha sido Nintendo, que ha aprovechado el lanzamiento de Super Mario Odyssey para preparar un stand de lo más espectacular. Por supuesto, el nuevo título de Mario presidía toda la zona, con muchos puestos de juego que favorecían que las colas no fueran tan numerosas como en otras zonas del pabellón. Además, Nintendo España ha preparado algún varios concursos como consolas y juegos entre los que prueben sus juegos o la presencia el sábado por la mañana de novias Peach, tal y como os contamos hace unos días y que, viendo los resultados, parece haber sido todo un éxito.

Más allá de su reciente lanzamiento estrella, NIntendo ha querido llevar juegos para todo tipo de jugadores y también se podía jugar a The Legend of Zelda: Breath of the Wild, Mario Kart 8 Deluxe, Splatoon 2, Fire Emblem Warriors y Pokkén Tournament DX, además de la presencia de DOOM (que, eso sí, solo se podía jugar en modo portátil) y The Elder Scrolls V: Skyrim antes de su lanzamiento. Además, había algunos puestos con Nintendo 3DS en los que jugar a Metroid: Samus Returns, Mario & Luigi Superstar Saga + Secuaces de Bowser o El Misterioso Viaje de Layton: Katrielle y la Conspiración de los Millonarios. Un stand de lo más completo y entretenido. De hecho, personalmente, hemos salido con la sensación de que Nintendo España ha hecho el stand más variado, cuidado y divertido de Madrid Gaming Experience 2017.

Por supuesto, no solo de first party vive Madrid Gaming Experience y, si en este aspecto se ha notado un salto de calidad respecto a la primera edición, también ha sido así en lo referente a la presencia de third party.

Bandai Namco contaba con el stand más grande y espectacular, con una gran presencia de Tekken 7 con multitud de puestos de juego, quizá demasiados para un título que lleva bastante tiempo a la venta, pero que han hecho las delicias de los jugadores con grandes piques. El otro gran valuarte de Bandai Namco ha sido Project CARS 2, que contaba con playseat para disfrutar al máximo de la experiencia y cuya expectación era muy alta, a pesar de estar también a la venta. Ya con una presencia menor, hemos podido jugar a Gravel, el único título que saldrá el próximo año. El título de Milestone sigue con las pautas clásicas de la firma, un manejo sencillo y espectacular acompañado de un apartado técnico que no destaca.

Video Thumbnail
Madrid Gaming Experience 2017 | ¡Primer día de feria!

Llamativo también resultaba el stand de Ubisoft por la presencia de una figura de Rabbid Kong! de 4,5 metros de altura que presidía su stand. Su principal atractivo ha sido Mario + Rabbids Kingdom Battle, aunque también había algunos puestos de Rainbow Six Siege como representante de los eSport. Hemos echado en falta algún título importante, especialmente Assassin’s Creed: Origins (tan solo jugable en el stand de Xbox), que ya está a la venta, pero también títulos futuros como The Crew 2.

Por supuesto, no solo los gigantes del sector tenían presencia en Madrid Gaming Experience. Hemos visto, de nuevo, cómo Badland Games sigue creciendo año tras año, con un stand cargado de juegos independientes y muy originales con Elex a la cabeza, así como con lanzamiento previstos para 2018 como Do Not Feed the Monkeys, Song of Horror y Pixel Noir. Eso sí, si ubicación no era la mejor en cuanto a visibilidad, excesivamente cerca de la zona ESL.

Avance ha contado con un coqueto stand de lo más variado, incluyendo apuestas para VR como Don’t Knock Twice y simuladores como theHunter: Call of the Wild (caza) o Real Farm. Actualmente son una de las editoras que más apuestas por el género independiente, así como por el desarrollo patrio, algo muy de agradecer. Nos ha llamado la atención especialmente AER: Memories of Old, que nos ha recordado a títulos como Abzû o Rime y que sale con edición física a un precio de lo más competitivo.

De igual forma que Avance, Meridiem Games está abriéndose hueco poco a poco con títulos de calidad. El stand en Madrid Gaming Experience ha tenido una gran afluencia de gente durante todo el fin de semana, especialmente gracias a la presencia de tres títulos que todavía no están disponibles, como son ATV Drift & Tricks (jugable también en VR), Syberia 2 para Nintendo Switch y, quizá, uno de los más esperados, como Gear Club Unlimited, el primer simulador de Nintendo Switch, que hemos podido probar y, la verdad, nos ha decepcionado, con unos gráficos que, obviamente no están a la altura de otros simuladores debido a las limitaciones técnicas de Nintendo Switch, pero que cumplen su cometido, sin grandes alardes, eso sí. La decepción ha venido especialmente un manejo excesivamente simple y poco preciso para un título que intenta ser un simulador, con un exceso de sobreviraje y derrapes en todo momento.

La conducción, además, tenía una fuerte presencia con dos títulos de Koch Media que, si bien ya están a la venta, han tenido una gran afluencia de jugadores durante los días del evento. El stand de F1 2017 contaba, además, con un Toro Rosso como el que ha llevado Carlos Sainz hasta hace unas semanas, mientras que en el stand de DiRT 4 teníamos un par de coches de competición presidiéndolo. En ambos stands, obviamente, los puestos contaban con volante y playseat. Nada, eso sí, como lo que ofrecía WRC, con una impresionante cabina con movimiento que ha dejado a muchos asistentes con la boca abierta.

Por supuesto, no todo iban a ser AAA, y la presencia de títulos independientes ha sido numerosa, con apuestas interesantes como Moons of Darsalow, Raiders o Valendia. Quizá la pena es que debido a su naturaleza humilde, muchos jugadores lo hayan pasado por alto.

Claro está, un evento de esta magnitud hoy en día no podía dejar de lado los tan de moda eSports, y la presencia de éstos en Madrid Gaming Experience se ha visto aumentada. El mayor stand del pabellón 10 correspondía a ESL, la compañía de eSports más grande del mundo y cuyo stand abarcaba unos 4000 metros cuadrados. Durante el fin de semana se ha celebrado la competición internacional ESL Clash Of Nations by Movistar y que ha reunido a los campeones de las Ligas nacionales de Counter-Strike: Global Offensive. En el otro lado del stand (que contaba con dos zonas enormes, cada una con una pantalla gigante y comentaristas), se ha celebrado la fase final de ESL Masters Madrid 2017 de League of Legends. Incluso Movistar ha preparado un punto de encuentro para que los jugadores conozcan a los jugadores.

He de reconocer que, personalmente, no soy un fan de los eSports, aunque la impresionante afluencia de gente durante los torneos demuestra el gran momento que están viviendo. El domingo, además, se ha celebrado la final del Carrefour eSports Tournament, que ha contado con 4 plazas para asistentes apuntados a ESL Play durante el fin de semana (dos para NBA 2K18 y otras dos para FIFA 18). Ha habido sorteos, entrevistas y muchos puestos de juego centrados únicamente en eSports.

Más allá de los propios videojuegos, ha sorprendido la presencia de Netfilx España, con un enorme stand en medio del pabellón 10 en el que se ofrecía una experiencia para presentar la segunda temporada de Stranger Things, que se estrenó este viernes. Además, Juguetrónica ha querido estar presente y ha preparado toda una serie de actividades que incluyen nada más y nada menos que montar y programar una autenticaunidad R2-D2 o unas emocionantes batallas de drones. Para los que no lo conozcan, Juguetrónica tiene tienda física en Madrid en la que podemos hacer nuestros pinitos en electrónica y pasar un buen rato mientras buscamos algo para llevarnos a casa.

Durante todo el fin de semana, además, ha habido distintas conferencias en la Gamelab Academy, centrándose especialmente en apoyar el desarrollo español y ofrecer networking entre miembros del sector, así como talleres en distintos stands para iniciarse en el mundo.

La asociación Pop Culture España ha vuelto a ser parte importante en Madrid Gaming Experience y, de nuevo, la zona Manga-O-Rama! ha sido una de las visitadas. En ella hemos encontrado distintas actividades y concursos, así como toda una zona de merchadising de lo más variado. La gran novedad este año ha sido Comic-O-Rama!. En colaboración con distintos sellos editoriales, la viñeta ha sido protagonista y han pasado miembros importantes como la del Premio Nacional de Ilustración, José Ramón Sánchez, quien ha presentado su espectacular adaptación gráfica de “Moby Dick”. El recientemente fallecido Alfonso Azpiri ha tenido su espacio con un sentido homenaje y la presencia de muchas de sus ilustraciones.

Y llegamos a mi parte favorita, por mucho: la zona de Retroworld, que este año ha duplicado los puestos de juegos hasta 300, entre consolas clásicas, recreativas y pinball. 2000 metros cuadrados de diversión y exposición, con consolas y máquinas de todas las épocas. De hecho, Retroworld cuenta con una de las mayores exposiciones de piezas, con más de 500. Quizá los jugadores más jóvenes pasen por alto esta zona, pero jugar a todo un Virtua Racing en una MegaDrive o a Super Mario 64 en una Nintendo 64 totalmente funcionales es todo un acontecimiento y una emoción especial para los más veteranos. Ver a una madre con un niño de apenas unos años jugar con una NES original y su cartucho es de lo más gratificante.

Tanto la colección en exposición como de máquinas totalmente funcionales resulta espectacular. Un placer volver a ver una PlayStation ejecutando Tomb Raider, el primer Halo en vivo sobre la primera Xbox (que, sinceramente, viéndola ahora me parece preciosa) o míticas NES o Spectrum. Por su fuera poco, se han instalado recreativas con distintos emuladores en los que jugar títulos clásicos con la mejor calidad. Por supuesto, también podemos aprovechar para hacernos con ese juego mítico que queremos en nuestra estantería en las distintas tiendas disponibles. Sin duda, y otro año más, lo mejor de Madrid Gaming Experience.

No podemos pasar por alto la presencia de la iniciativa Videojuegos por Alimentos, un proyecto de la asociación sin ánimo de lucro Asupiva, en colaboración con (FESBAL) a favor del Banco de Alimentos. Un trueque solidario en el que los visitantes pueden canjear alimentos no perecederos por material actual y clásico, incluyendo piezas únicas como el Amstrad CPC o una maqueta de un coche firmado por el creador de Gran Turismo. Se han organizado también torneos solidarios, cuya cuota de inscripción es de únicamente dos kilos de alimentos, y que daban oportunidad de conseguir distintos premios.

Después de la decepción de la primera edición, hay que reconocer el salto de calidad de Madrid Gaming Experience en 2017. La presencia de PlayStation y Nintendo ha animado bastante el ambiente y la zona retro sigue siendo, directamente, una auténtica maravilla. Seguimos echando en falta más novedades futuras, ya que hay un exceso de títulos que ya están a la venta y que pueden no resultar tan atractivos al jugador. Otro problema, aunque difícilmente solucionable, es la masificación de eventos de este tipo, que dan lugar a colas interminables que pueden acabar con la paciencia de cualquier jugador o, directamente, impedir que pruebe algún título simplemente por no estar dos horas esperando en una cola para jugar 10 minutos en el mejor de los casos. ¿Solución para esto? Por suerte, ninguna. Por suerte porque es evidente que el videojuego pasa por un gran momento y cada vez llega a más público, lo que hace que la presencia de jugadores sea mayor en este tipo de eventos y aumente cada año.

Video Thumbnail
Madrid Gaming Experience 2017 | ¡Sábado en MGE!

Queda trabajo por hacer para que Madrid Gaming Experience se haga un lugar importante en el panorama europeo, e incluso para que alcance el nivel de Barcelona Games World, que, evidentemente, se ha puesto en cabeza en cuanto a eventos nacionales. Pero el salto de calidad es evidente, lo que hace que las expectativas para Madrid Gaming Experience 2018 aumenten. Allí estaremos.

(Tenéis más fotos de Madrid Gaming Experience en su Flickr oficial)

Autor entrada: BigBoss_