SUPERHOT

Desarrollador: SUPERHOT Team
Distribuidor: SUPERHOT Team
Plataformas disponibles: PC, Mac (Xbox One en marzo)
Versión analizada: PC
Fecha de lanzamiento: 25 de febrero de 2015
Textos/Voces: Inglés/-

SUPER HOT, SUPER HOT, SUPER HOT. No, no nos estamos preguntado si al final se casan, simplemente estamos haciendo un spoiler importante del título. ¿Es grave? ¿Lo entendéis? No, y esa es precisamente la gracia de SUPERHOT, uno título de pretende romper con todo lo establecido en los shooters en primera persona y que ya está disponible en PC y MAC (para Xbox One lo estará en marzo). Y tranquilos, el spoiler no es tan grave, de hecho, ni siquiera es un spoiler, tan solo es algo que cualquier jugador repetirá muchas veces tras jugar al título. Sí, será difícil quitarnos SUPERHOT de la cabeza en un tiempo.

SUPERHOT nació casi de la nada en una gamejam, uno de esos eventos en los que programar algo lo más rápido posible en un periodo de tiempo. A alguien se le ocurrió que jugar con el tiempo era una buena idea, algo que ya se ha visto en muchos títulos pero en ninguno de la forma en que lo hace SUPERHOT. De ese evento nació un prototipo que se puede probar en la página web y, finalmente, un proyecto completo que ahora nos llega en su versión final. El título ha ido ganando multitud de premios en el camino hasta su salida en Steam y logró la financiación necesaria en su campaña en Kickstarter en pocas horas, así que algo debe tener.

SUPERHOT-(2)

El propio director del juego, Piotr Iwanicki, ha asegurado que el género de los shooters en primera persona apenas ha avanzado desde la época del primer Doom y, obviando el lógico avance tecnológico, hay que reconocer que no le falta razón. Con este título ha intentado darle una vuelta de tuerca a la idea original de matar a todo lo que se mueva y lo ha hecho de forma magistral y con una propuesta original, que ni tan siquiera necesita fuegos de artificio y explosiones para llevarla a cabo. SUPERHOT se basa en una idea muy simple pero que nunca se había hecho antes y es que el tiempo avance con el movimiento. Hay que recalcar que el tiempo nunca se detiene del todo pero, si estamos parados, apenas avanzará y nos dará tiempo a planificar movimientos, observar a los rivales y adelantarnos a sus movimientos y, claro está, esquivar balas al más puro estilo Matrix. Así, estando quietos hay que analizar la situación para buscar la mejor manera de salir vivos de la zona en cuestión. Veremos a los enemigos prácticamente parados así como las balas enemigas y su haz viniendo directamente hacia nosotros muy lentamente, casi sin moverse… Es una sensación extraña pero realmente impresionante. Parados en medio de un tiroteo mientras vemos los enemigos y las balas semiestáticas a través del espectacular diseño del que hace gala SUPERHOT.

SUPERHOT-(2)

Es obvio que la capacidad de controlar el tiempo es lo que hace tan especial a SUPERHOT pero si todo el juego transcurriera con los enemigos parados no tendría gracia, ¿no? Así, una vez nos movamos o llevemos a cabo alguna acción el tiempo volverá a su velocidad normal y es cuando habrá que demostrar toda la habilidad con las manos. Con el tiempo parado habrá que planificar las acciones pero, obviamente, hay que ejecutarlas y para ello hay que recurrir al movimiento, momento en que todo vuelve a la normalidad, incluyendo el paso del tiempo. Es el momento de esquivar las balas que venían hacia nosotros, atacar a un enemigo, robarle el arma o coger algún objeto del escenario para lugar. Todo minuciosamente estudiado para rozar la perfección durante los instantes en los que el tiempo avanza para, una vez más, detenernos y estudiar la situación de nuevo. En los pocos instantes que nos moveremos suelen pasar muchas cosas: movimientos rápidos de los enemigos, disparos, enemigos que aparecen de nuevo, elementos que rompen… etc,. Esto hace que sea imprescindible avanzar poco y jugar la mayor parte del tiempo con el tiempo parado para estudiar la situación. Las acciones a realizar incluyen, además del movimiento por el mapa, recoger objetos, lanzarlos o luchar cuerpo a cuerpo con algunos objetos o incluso una katana. Mención especial merecen las armas que, si bien no hay mucha variedad (pistola, metralleta y escopeta) cada una cuenta con características especiales que incluso afectan al paso del tiempo. La pistola solo realiza un disparo a la vez lo que obliga a ser muy precisos pero, por otra parte, mantiene el tiempo ralentizado al efectuar el disparo. La escopeta dispara varias balas a la vez por lo que tiene una zona de actuación mayor y es capaz de eliminar a varios enemigos a la vez aunque su munición es escasa y tarda mucho en recargar. Por otra, la metralleta cuenta con varias balas pero en un solo disparo gasta varias y mantiene el tiempo “acelerado” mientras esto ocurre, con el riesgo que eso conlleva. Ningún arma dura mucho ya que la munición no abunda y hay que tener en cuenta que no hay ningún tipo de indicador en pantalla de la misma, solo queda disparar y, si no tenermos balas, veremos un mensaje en pantalla como advertencia, aunque ya habremos gastado una valiosa fracción de tiempo, mucho más valiosa en el juego que la propia munición. Realmente el juego se acerca más a un juego de puzles que a un FPS tradicional. Los niveles pueden son cortos, al menos en tiempo del mundo real, ya que si vemos el nivel dentro del juego a tiempo real suelen rondar los 10 segundos. Al superar el nivel veremos una repetición con el tiempo a velocidad normal que resulta de lo más espectacular. Además, si nos gusta, podemos subirla a KILLSTAGRAM para visualizarla una y otra vez y compartirla.

SUPERHOT-(1)

En la práctica, y a pesar de la novedosa forma de llevarla a cabo, es cierto que el juego se limita a matar tipos de rojo sin más a lo largo de una serie de niveles aparentemente independientes entre sí, y es algo que el propio juego sabe y lo aprovecha en su corto, pero intenso, modo historia. Dentro del juego, todo tiene un tono retro muy atractivo, con una interfaz similar a lo visto en MS-DOS. Incluso para arrancar el juego hay que seleccionar el archivo superhot.exe que un desconocido nos pasa a través de un misterioso chat (por ahora en inglés, aunque está prevista su traducción al español próximamente). No hay secuencias de vídeo ni conversaciones, toda la historia se desarrolla a través de este chat, de forma similar a lo visto en The Talos Principle. Realmente la narrativa como tal se dedica a jugar, de forma espectacular, con la cuarta pared, y mete totalmente al jugador en la misma con tan solo unas pocas letras blancas sobre un fondo negro y algunos elementos visuales muy simples. No necesita más. El jugador se mete tanto en el papel que es más que posible pasarse este modo historia del tirón y esta es la gran lacra de SUPERHOT. La historia apenas llegará a 2 horas de juego y, claro está, se hace cortísimo y sabe a poco, muy poco. Aunque en la práctica tan solo son una sucesión de niveles unidos por unas pocas líneas de chat, la forma de llevarla a cabo engancha al jugador de forma irremediable para que quiera más y más pero, por desgracia no lo hay. Tan solo es matar tipos de rojo sin más sí, pero de qué manera. El juego no acaba aquí, solo la historia, ya que una vez terminado se desbloquean algunos modos extra para seguir experimentando con el tiempo.

Por supuesto, podemos volver a jugar cada uno de los niveles de la historia de nuevo aunque el mayor contenido se cuentra en el los modos Endless y Challenge. El modo Endless (sin fín) es una especia de modo supervivencia/horda en el que podemos jugar sin interrupciones para sobrevivir y eliminar al mayor número de enemigos antes de caer a través de distintos escenarios. Cuando lleguemos a un objetivo concreto, se desbloqueará el siguiente reto y así hasta completarlos todos. El otro gran modo es el modo Challenge (reto), en el que se nos proponen retos más complicados que superar como eliminar a los objetivos de un nivel con un determinado arma. De igual modo, hay que superar un mínimo de niveles de un reto concreto para acceder al siguiente. Estos modos de juego extra pueden dar para horas y horas de diversión y juegan con la jugabilidad de SUPERHOT para ofrecer verdaderos retos aunque también pecan de repetitivos (repetición de mapas y objetivos). Además, podemos ver y editar las repeticiones subidas a KILLSTAGRAM y, a través del curioso menú en formato MS-DOS, acceder a otros elementos como demos, minijuegos o distintos elementos visuales, todo creado a base de gráficos en ASCII, incluyendo, por ejemplo, el propio tráiler del juego. Todo está minuciosamente cuidado en SUPERHOT y da la sensación realmente de estar dentro de otro sistema.

SUPERHOT-(7)

Matar tipos de rojo… matar tipos de rojo… Pues sí, los enemigos de SUPERHOT son simples tipos de rojo, con pocos polígonos (las aristas son perfectamente visibles), animaciones algo toscas y sin expresiones faciales de ningún tipo, de hecho, no tiene ni cara. Apartado técnico mediocre pues, ¿no? Para nada. La estética ciberpunk que rodea a todo el juego también está presente en este apartado y es que SUPERHOT sabe lo que quiere mostrar al jugador y lo hace de manera sublime. Los escenarios cuentan con texturas planas en blanco y negro con unos modelados simples pero muy conseguidos. En estos escenarios destacan dos elementos por encima del resto: las armas y objetos y los enemigos. Tanto las armas como los objetos que podemos coger se muestran completamente en negro, por lo que destacan sobre el resto de elementos. Por su parte los enemigos se muestran… sí, en colo rojo, por lo que no pasan desapercibidos, ni quieren hacerlo. Todos los elementos gráficos son lo más minimalistas posibles para centrarse únicamente en la acción. Tampoco encontramos elementos violentos, al acabar con un enemigo tan solo escucharemos el sonido de un cristal roto y veremos como los polígonos se desmoronan del mismo modo. Este sonido, el de un cristal roto es de los pocos elementos sonoros del juego, que incluso carece de banda sonora. De nuevo el objetivo es centrar la atención en la acción y creednos, no notaremos la ausencia de música. El diseño de la parte artística del juego es todo un acierto y hace que el juego entre por los ojos rápidamente a pesar de no contar con grandes gráficos ni banda sonora cargada de intensidad.

Después de todo esto, ¿Qué es SUPERHOT? Pues sin duda es una de las apuestas más originales de los últimos años pero, ¿a quién va dirigido? Desde luego no a los que busquen una historia que seguir como motivación para jugar ya que, en ese caso, la duración es casi ridícula y hay que tener en cuenta que el precio, 22,99€, resulta excesivo en este caso. El título va dirigido a los que quieren experimentar algo nuevo por fin y a los que le gusta superarse una y otra vez. En ese caso, tendrán delante una jugabilidad nunca vista antes y horas y horas de retos y diversión. Si algo tiene SUPERHOT es que es adictivo, solo se trata de matar tipos de rojo, pero no podrás quitártelo de la cabeza.

SUPER HOT.

SUPERHOT-(6)

SUPERHOT

SUPERHOT
8.2

Gráficos

9/10

Sonido

8/10

Jugabilidad

10/10

Diversión

9/10

Duración

6/10

Lo mejor

  • Jugabilidad sin precedentes
  • Desarrollo de la historia
  • Diseño artístico
  • Modos de juego extra

Lo peor

  • Historia extremadamente corta
  • Precio demasiado alto

Autor entrada: BigBoss_