E3 2015: Microsoft | ¿Qué esperar?

Es el año con mejor contenido de la historia de la compañía en el E3”. Así de convincente hablaba Phil Spencer sobre el evento de Los Ángeles hace un mes. El año pasado dijeron que la conferencia iba a ser “juegos, juegos, juegos” y no fallaron. Esperemos que este año también digan la verdad. De igual modo han confirmado que presentarán al menos una nueva IP.

En los 90 minutos que durará la conferencia, veremos muchos juegos, sí, pero no será algo tan continuo como la conferencia del año pasado. Parece obvio que nos hablarán de Windows 10, quizá la fecha en la que llegará a One pero sobre todo de su implementación con PC. Ya vimos algo cuando presentaron el sistema (que llegará este 29 de julio), pero es posible que nos expliquen más a fondo esa interacción.

Por otro lado, es muy improbable que veamos algo de Kinect. Ya en 2014 estuvo desaparecido en combate y no parece lógico volver a enseñar cosas para él. La época del control gestual ha pasado, y la de la realidad virtual ha llegado. La apuesta de Microsoft es otra diferente, con sus HoloLens. Tampoco parece posible que vayamos a ver nada de ellas, puesto que las últimas informaciones que ha habido indican que las gafas están en un estado mucho más primitivo de lo esperable.

2809247-1424111574-6

Pasando ya a los juegos, realmente es interesante el plantel de títulos que tiene Microsoft para el final de año de su consola. En primer lugar está Rise of the Tomb Raider, la secuela del reboot de 2013 de la heroína más famosa de los videojuegos. Apenas hemos visto un par de tráilers cinemáticos y algunas imágenes, por lo que parece razonable pensar que en la conferencia veamos gameplay puro y duro. Hay ganas.

También veremos más profundamente la siguiente entrega de su saga de conducción, Forza Motorsport 6. Tiene que llegar estas navidades y se espera que, de una vez por todas, Turn10 se decida a incluir meteorología y ciclo día/noche dinámicos. Los seguidores más acérrimos de la saga ya no perdonaremos otra entrega sin ello. Después de la pequeña decepción que supuso la quinta entrega por el recorte brutal de contenido, se espera que en este capítulo vuelvan a cifras de al menos Forza Motorsport 4.

Otro que estará seguro es Halo 5: Guardians. Después de que el año pasado nos contentaran con la Master Chief Collection, este 27 de octubre podremos jugar a la nueva entrega. Ya hubo una beta de su multijugador, pero apenas sabemos nada de su campaña. En Halo 4 ya perdió algo de importancia, pero aun así el modo de un jugador sigue siendo un pilar principal en la saga Halo.

microsoft-windows-10-live-verge-_0938.0.0

Una sorpresa interesante sería un nuevo Battletoads, que Phil Spencer dejó caer con una camiseta con el logo de la saga en un evento. Phil no suele dar puntada sin hilo y no es muy amigo de crear hype sin sentido, así que podemos estar confiados.

No se ha anunciado oficialmente, pero Gears of War Remaster estará en el E3. No se sabe si la remasterización será de la primera entrega o se incluirá la trilogía original. Lo razonable es que, siguiendo la línea de lo que hicieron con Halo, anuncien este remaster para finales de año para acabar mostrando un teaser del Gears of War 4 para 2016. Porque Gears of War 4 estará, seguro que estará.

Recientemente retrasado, Quantum Break es más carne de Gamescom. El año pasado ya dejaron el juego de Remedy para la feria europea, y no veo razón para que este año ocurra igual. Podríamos ver el típico tráiler para decir “seguimos aquí”, pero nada más.

El año pasado se presentó una nueva entrega de Crackdown con un tráiler bastante espectacular, pero la realidad es que ni siquiera se sabía qué estudio trabajaría en él. Podríamos verlo de nuevo en la conferencia, pero no esperaría mucho más que otra cinemática mostrando las intenciones del juego.

También el pasado E3 se presentó, y como forma de compensar el título exclusivo de From Software para PS4, Scalebound: un juego de los grandiosos Platinum Games exclusivo para la plataforma de Microsoft. Sólo pudimos ver una cinemática presentada por un aburrido Kamiya, en la que se intuía una especie de mezcla entre Monster Hunter, Bayonetta y Dark Souls. De la gente que ha hecho maravillas como Bayonetta, Vanquish o The Wonderful 101, sólo podemos esperar la excelencia. Además esta gente suele trabajar rápido, así que no me extrañaría que, igual que lo fue Bloodborne para Sony, fuera el arma más importante para el principio de 2016. Estaremos muy atentos al juego de Platinum.

Fable Legends parece que lleva persiguiéndonos siglos, pero aún no ha salido. Veremos algo más (espero que no tanto que el año pasado, por favor) y tendremos la fecha. Ese Phantom Dust que presentaron el año pasado parece que está cancelado, pero nunca se sabe.

Para terminar, está esa nueva IP que han prometido presentar. No ha habido ninguna filtración como ha ocurrido otros años, por lo que no tenemos ni idea de qué podrá ser.

indies

Si pasamos a los indies, de los que es probable que sólo veamos un vídeo con los más importantes, conoceremos algo más de Inside, Below y Cuphead, que pintan fantásticamente bien.

En el terreno third-party, parece que Sony le ha comido la tostada a Microsoft. La mayoría de juegos se han mudado a la compañía japonesa. El nuevo Call of Duty, que por tradición abre la conferencia de Microsoft, parece haber pasado a tener un trato preferente con Sony. El nuevo Assassin’s Creed también. Por lo que es difícil preveer qué veremos: quizá algo más de The Division (también retrasado a 2016), también de la aventura gráfica de TellTale Games sobre Minecraft y quizá Guitar Hero Live.

Lo que no hay duda de que la de Microsoft es una de las conferencias más interesantes, sino la que más. La Xbox One tiene bastante terreno perdido respecto a PS4, por lo que Phil y sus chicos tienen que ir a por todas. Además, esta nos coincide a una buena hora, a las 18:30 del lunes 15 de junio.

 

Autor entrada: Risarovi